Un asiento protector bien instalado le puede salvar la vida a tu niño

El uso apropiado del asiento protector “booster seats” y el cinturón de seguridad puede prevenir heridas y muertes en caso de choque. Si tu niño(a) pesa menos de 100 libras y esta entre las edades de 0 a 8 años, tiene que usar algún tipo de asiento protector.

Todo niño(a) desde que nace hasta los 2 años de edad o hasta el peso y estatura máximo que indique el fabricante de asiento protector, tiene que estar mirando hacia la parte de atrás del automóvil. Esta posición es la que mayor seguridad y protección le ofrece a tu hijo.

Las correas de asiento protector deben estar adjuntas en la ranura para queden alineadas debajo del nivel del hombro. La hebilla de plástico e las correas debe estar a nivel de las axilas de tu bebe.

El asiento protector debe estar reclinado hacia atrás en un angulo de 30 a 45 grados. El cinturón de seguridad del automóvil debe estar colocado correctamente para que el asiento protector se mantenga en su lugar.

Para que tu hijo(a) este bien protegido(a) con el cinturón de seguridad del automóvil debe ser:

Suficientemente alto(a) como para sentarse de tal manera que pueda doblar sus rodillas en el borde del asiento sin deslizarse. El cinturón de seguridad debe estar bien ajustado sobre las faldas y sobre los hombros. El cinturón nunca se coloca debajo de los brazos del niño(a) detrás de la espalda.

El lugar mas seguro para cualquier niño es el asiento trasero del automóvil. Aunque las bolsas de aire pueden salvar vidas, los niños que viajan en el asiento delantero pueden lastimarse gravemente o morir cuando una bolsa de aire se activa durante un choque.